14.1 C
New York
martes, mayo 21, 2024

Brote de sarampión pone en riesgo estatus de eliminación tras 24 años: CDC

El brote más reciente de sarampión está amenazando el estado de eliminación de Estados Unidos, según un nuevo informe de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

La primera vacuna contra el sarampión se introdujo en 1963 y, gracias a una campaña de vacunación altamente eficaz que duró años, se demostró que el sarampión fue eliminado de Estados Unidos en 2000, lo que significa que la enfermedad ya no está presente constantemente.

La llamada eliminación del sarampión “reduce el número de casos, muertes y costos que se producirían si se restableciera la transmisión endémica del sarampión”, según el informe de los CDC.

Es decir, a pesar de brotes ocasionales, Estados Unidos ha podido mantener su estado de eliminación. Han surgido casos debido a viajes internacionales y comunidades no vacunadas o insuficientemente vacunadas.

La gran mayoría de los casos (96%) se asociaron con importaciones procedentes de viajes internacionales, y la mayoría de esos casos (61%) ocurrieron entre residentes de EE. UU. que no estaban vacunados a pesar de ser elegibles, o cuyo estado de vacunación se desconocía.

Sin embargo, el rápido aumento del número de casos de sarampión durante el primer trimestre de 2024 “representa una nueva amenaza al estado de eliminación de Estados Unidos”, según el informe de los CDC.

Hasta el 4 de abril de 2024, se han reportado 113 casos de sarampión en el país. Esta es una cifra al menos 17 veces mayor que el número promedio de casos observados durante el mismo período de 2020 a 2023.

Según las autoridades, este año, el número de casos de sarampión se ha disparado en parte debido a varios brotes localizados, incluso en un hospital infantil y una guardería en Filadelfia, una escuela primaria en Florida y un centro para inmigrantes en Chicago.

Según los CDC, el sarampión es una enfermedad altamente contagiosa que se transmite por el aire. Puede causar graves consecuencias para la salud o la muerte, especialmente en niños pequeños y no vacunados.

Los síntomas generales pueden incluir fiebre, tos, secreción nasal, ojos llorosos y sarpullido con manchas rojas.

Según los CDC, aproximadamente 1 de cada 5 personas no vacunadas en EE.UU. que contraen sarampión serán hospitalizadas. Aproximadamente 1 de cada 20 niños con sarampión desarrollará neumonía y otros pueden desarrollar una inflamación peligrosa en el cerebro llamada encefalitis.

Hasta 3 de cada 1m000 niños que se infectan con sarampión pueden morir por complicaciones respiratorias y neurológicas.

Como el sarampión es tan contagioso, un alto nivel de cobertura de vacunación es clave para minimizar la propagación. Estados Unidos ha fijado una tasa de vacunación objetivo del 95%, pero la cobertura entre los niños de jardín de infantes ha caído por debajo de esa cifra en los últimos años. En el año escolar 2022-23, solo el 93.1% de los niños de jardín de infantes en EE.UU. habían completado su serie de vacunas, incluida la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR), lo que dejaba a unos 250,000 en riesgo.

Actualmente, los CDC recomiendan recibir dos dosis de la vacuna MMR, la primera entre los 12 y 15 meses y la segunda dosis entre los 4 y 6 años. Una dosis de la vacuna contra el sarampión tiene una eficacia del 93% para prevenir la infección si se exponen al virus. Dos dosis tienen una eficacia del 97%, según los CDC.

Artículos Relacionados

Síguenos

203SeguidoresSeguir
26SuscriptoresSuscribirte

Últimos Artículos