11.1 C
New York
lunes, marzo 4, 2024

Capturan a exministro del Interior de Guatemala

Ciudad de Guatemala, 11 enero (Diestra).-El exministro de Gobernación (Interior)  de Guatemala, David Napoleón Barrientos, fue detenido este jueves por las autoridades por no haber atendido el año pasado una resolución judicial para desbloquear las carreteras, ocupadas por miles de indígenas que exigían la renuncia de la fiscal general, María Consuelo Porras.

Barrientos, quien renunció al Gabinete de Gobierno del presidente Alejandro Giammattei en octubre pasado, fue detenido en una colonia del norte de la capital y trasladado a la Torre de Tribunales.

La detención se registró durante unos allanamientos judiciales encabezados por la Fiscalía de Delitos Administrativos del Ministerio Público (MP) en coordinación con la Policía Nacional Civil (PNC).

A Barrientos se le acusa del delito de incumplimiento de deberes por no haber acatado una resolución de la Corte de Constitucionalidad (CC) para liberar las carreteras de Guatemala y el ingreso a la sede principal del MP en la capital.

Desde el 2 de octubre de 2023, encabezados por líderes de la organización 48 Cantones de Totonicapán, los pueblos indígenas salieron a exigir la renuncia de la fiscal general por sus intentos de revertir los resultados electorales por medio de acciones realizadas por la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI), dirigida por Rafael Curruchiche, a quien también le exigen la dimisión.

En las elecciones del 20 de agosto pasado resultó electo como presidente para el periodo 2024-2028, el progresista Bernardo Arévalo, del partido Movimiento Semilla, quien derrotó a la candidata de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), Sandra Torres.

El día 16 de se mes, el MP pidió al máximo tribunal de justicia de Guatemala la destitución del ministro por no atender  la resolución y usar la fuerza para liberar las carreteras, pero el funcionario presentó su renuncia a Giammattei.

A su arribo a la Torre de Tribunales, Barrientos explicó que llegaron a su casa y lo señalaron de los delitos de desobediencia e incumplimiento de deberes y lo capturaron.

«Soy un soldado y estoy acostumbrado al trato fuerte», explicó el exministro al ser consultado de cómo se sentía y aseguró que actuó conforme a la ley durante su gestión. Reconoció que es incómodo y triste vivir esa situación.

«Veremos lo que procede, estoy muy tranquilo, vamos a enfrentar con firmeza y tranquilidad lo que toque», sentenció.

Su captura se registra a pocos días de que Arévalo sea investido como nuevo presidente de Guatemala el próximo domingo para un periodo de cuatro años en sustitución de Giammattei.

Junto a él también debe tomar posesión como vicepresidenta del país, Karin Herrera. Foto ilustración TVGT

 

 

Artículos Relacionados

Síguenos

203SeguidoresSeguir
25SuscriptoresSuscribirte

Últimos Artículos