11.1 C
New York
lunes, marzo 4, 2024

‘Fórmula para el desastre’: Hasta 30 personas viven en un centro de vida asistida sin licencia de Miami-Dade: Policía

La Unidad de Delitos Médicos de la Policía de Miami-Dade, en colaboración con múltiples agencias federales y locales, ejecutó una orden de allanamiento el miércoles en la casa de Southwest 122nd Avenue y 207th Street.
Alrededor de 15 personas estaban adentro, pero un residente dijo a los investigadores que la capacidad era de alrededor de 30, dijo el portavoz de la policía de Miami-Dade, Álvaro Zabaleta.
La policía arrestó a Otto Egea, de 65 años, en relación con el FLA ilegal. Se enfrenta a un cargo de operar un centro de vida asistida sin licencia.
Los residentes son ancianos y, en algunos casos, discapacitados físicos o mentales, dijo la policía. Se vieron varias ambulancias llevando a los residentes de la casa a hospitales locales para que pudieran ser evaluados.
Las autoridades dijeron que el interior de la casa parece un hotel, con varias habitaciones subdivididas, junto con literas, vestuarios y futones.
Un detective describió las condiciones como sucias, y las camas y las sábanas no se ven limpias.
Zabaleta dijo que la instalación estaba siendo operada sin licencia y que los empleados no estaban capacitados médicamente y no tenían las certificaciones adecuadas.
«No está certificado por el estado, no tiene una licencia para ser un centro de vida para adultos, no cumple con los protocolos, procedimientos y pautas adecuados que son presentados por el Estado de Florida y, por supuesto, las ordenanzas del condado de Miami-Dade», dijo Zabaleta.
Zabaleta dijo que las autoridades habían recibido información sobre la casa y que los equipos de rescate de bomberos han respondido previamente a la casa varias veces por enfermedades y otros problemas.
Al menos 15 pacientes han sido sacados del hogar para evaluaciones psiquiátricas involuntarias desde enero, dijo Zabaleta.
«Se puede entender cómo esto a nivel mundial puede convertirse en una fórmula para el desastre», dijo Zabaleta. «Se puede ver que es una simple residencia, pero lo que está sucediendo adentro puede ser desastroso».
Una mujer que es residente dijo que las condiciones no eran tan malas.
No está mal, es bueno si puedes ir allí y verlo por ti mismo», dijo Kimberly Baker. «Espero poder quedarme aquí. Llevo aquí tanto tiempo, ¿sabes?
Pero un vecino dijo que la casa ha sido un problema durante años.
«Vinieron a mi casa, me quedé allí, pidiendo comida, todo tipo de cosas, caminando por las calles a todas horas de la noche, durmiendo en los bancos de las paradas de autobús y cosas así», dijo Gwen Flowers. «No están haciendo nada más que golpear a la gente con su dinero,
El Departamento de Niños y Familias y el Departamento de Salud estaban ayudando a las autoridades en el hogar, dijo Zabaleta.

Artículos Relacionados

Síguenos

203SeguidoresSeguir
25SuscriptoresSuscribirte

Últimos Artículos