10.5 C
New York
lunes, marzo 4, 2024

Republicanos fracasan en la Cámara de Representantes y no logran destituir al secretario Mayorkas

El intento de los republicanos para destituir al secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, fracasó el martes en la Cámara de Representantes, lo que se suponía sería el primer juicio contra de un miembro del gabinete en activo en casi 150 años.

De forma un tanto inesperada, la votación final fue 214-216, luego de que cuatro republicanos desertaron y se unieron a todos los demócratas presentes para oponerse a la medida.

Este tropiezo se produce justo cuando los republicanos de la Cámara de Representantes buscaban responsabilizar a la administración Biden sobre la crisis migratoria que se vive en la frontera sur.

De este modo, los republicanos en la Cámara Baja perdieron de forma sorpresiva, según analistas, una votación con la que pretendían aprobar los cargos de ‘impeachment’ (juicio político) contra el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos.

El resultado representa un bochorno para los republicanos, que tienen mayoría en la Cámara Baja y que llevaban meses armando el caso contra Mayorkas para que enfrentara un juicio político en el Senado.

Mayorkas hubiese enfrentado un juicio político en el Senado, en el que podría haber sido destituido si dos terceras partes de esa cámara lo hubiesen decidido, un escenario poco probable cuando se tiene en cuenta que los demócratas ostentan la mayoría.

Los cargos con los que pretendían acusar a Mayorkas, también llamados artículos de ‘impeachment’, son “violación de la confianza pública” y “negativa sistemática y deliberada a cumplir con la ley” al no manejar adecuadamente la situación en la frontera entre Estados Unidos y México.

Los republicanos buscaban imputar a Mayorkas en un momento en el que el tema migratorio vuelve a estar en el centro de la agenda política y electoral estadounidenses.

El líder de los demócratas en la Cámara Baja, Hakeem Jeffries, afirmó durante el debate, dirigiéndose a los republicanos: “A quien realmente quieren destituir es a Joe Biden, pero se dan cuenta de que eso es políticamente impopular“.

Sin embargo, el presidente de la Cámara Baja, el republicano Mike Johnson, dijo antes de la votación “respetar la conciencia de todos y su forma de votar”, anticipando que algo así podía pasar.

El congresista republicano Tom McClintock fue uno de los pocos en su partido que se atrevió a oponerse a los cargos contra el secretario de Biden: “Mayorkas es culpable de mala administración de nuestras leyes de inmigración en una escala cósmica”

“Pero sabemos que eso no es motivo para un juicio político, porque los padres fundadores estadounidenses lo rechazaron específicamente. No querían que las disputas políticas se convirtieran en juicios políticos”, continuó.

Hubiese sido la primera vez que la Cámara Baja enviase a juicio político a un secretario del Gobierno en casi 150 años. La única vez que ha ocurrido fue en 1876, cuando el entonces secretario de Guerra, William Belknap, fue imputado pero después absuelto por el Senado.

En el contexto de esta votación, el presidente Biden culpó al expresidente Donald Trump por el inminente colapso de un paquete bipartidista del Senado de medidas fronterizas y financiamiento para Ucrania e Israel.

En tanto, Trump, que busca regresar a la Casa Blanca, ha presionado a sus compañeros republicanos para que no se apruebe la legislación.

Artículos Relacionados

Síguenos

203SeguidoresSeguir
25SuscriptoresSuscribirte

Últimos Artículos