24.1 C
New York
martes, junio 18, 2024

Biden impulsa regla para acelerar la deportación de ciertos inmigrantes que piden asilo

El gobierno del presidente Joe Biden está impulsando una nueva regla para expulsar con mayor celeridad a los inmigrantes que solicitan asilo, pero que son considerados un riesgo a la seguridad nacional o pública de Estados Unidos.

El Aviso de Reglamentación (NPRM, en inglés) es propuesto por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS), a través de la oficina de Servicios de Ciudadanía e Inmigración (USCIS).

“Aunque la cantidad de inmigrantes que están sujetos a estas prohibiciones es pequeña, esta regla permitiría al DHS expulsar más rápidamente a aquellos que están sujetos a las prohibiciones y representan un riesgo para nuestra seguridad nacional o pública”, indicó la Administración Biden.

En una llamada con periodista, un alto funcionario del DHS señaló que EE.UU “sigue enfrentando” un significativo número de inmigrantes, por lo que la nueva regla permitirá procesar a personas con posibles nexos al terrorismo y a otras amenazas para el país.

“Esto se podrá aplicar en el estado inicial de la petición de asilo”, dijo el funcionario sobre una de las facilidades que otorgará la regla, es decir, cuando el personal que realiza la primera entrevista a un peticionario podrá determinar el riesgo.

En un documento distribuido por el DHS se establece que actualmente no se permite procesar para expulsión acelerada a un peticionario de asilo.

“Si bien se detiene a cualquier persona que se considere que representa una amenaza para la seguridad pública, la determinación de elegibilidad para el asilo no se toma actualmente hasta una etapa posterior del proceso, en la etapa de adjudicación de méritos de las solicitudes de asilo y de retención de expulsión”, señala el documento. “La norma propuesta hoy permitiría a los funcionarios de asilo considerar estas prohibiciones de asilo y la retención de la expulsión durante la evaluación inicial de miedo creíble”.

Es decir, la nueva regla permitirá determinar que una persona representa un riesgo para EE.UU. y poder expulsarla rápidamente.

Secretario Mayorkas defiende regla

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, consideró que la regla es un paso adicional de la Administración Biden sobre la seguridad en EE.UU.

“La regla propuesta que hemos publicado hoy es un paso más en nuestros esfuerzos continuos para garantizar la seguridad de los estadounidenses, identificando y eliminando más rápidamente a aquellas personas que presentan un riesgo de seguridad y no tienen base legal para permanecer aquí”, dijo Mayorkas. “Seguiremos tomando medidas, pero fundamentalmente sólo el Congreso puede arreglar lo que todos coinciden en que es un sistema de inmigración fallido”.

¿Qué cambia la regla?

El DHS señala que el actual proceso sobre inmigrantes que pueden representar un peligro para la seguridad pública o nacional alarga la expulsión de estas personas.

Los no ciudadanos que presentan un riesgo para la seguridad nacional o pública permanecen bajo custodia del DHS mientras sus casos son remitidos para audiencias de inmigración completas ante un juez de inmigración, un proceso que puede llevar años y requiere muchos recursos”, se justificó.

Con la nueva regla, se espere que entre en vigor en algún momento en el verano –dados los tiempos de comentarios públicos–, permitiría a los funcionarios de asilo emitir una negativa de solicitud de asilo y procesar a la persona para su expulsión.

El funcionario en la conferencia de prensa no determinó cuántas personas podrían estar en esa categoría, pero la información proporcionada indica que habría coordinación con agencias que aplican la ley.
“Esta guía actualizada aclara las circunstancias en las que se debe utilizar información clasificada en procedimientos de inmigración”, dice el plan.

Compartirán información con otros países

Este diario cuestionó si se compartirá la información sobre las preocupaciones que desaten ciertos inmigrantes en seguridad nacional y pública con los países donde serán devueltos.

Agregó que en la reunión reciente en Guatemala, donde se avanzó en la Declaración de Los Ángeles, se abordó la coordinación con otros países de la región.

Sobre si la decisión era en materia de seguridad nacional o para destrabar el sistema de asilo, el funcionario dijo que estaba enfocado en lo primero.

“Se pretende garantizar que, una vez más, que las personas que más nos preocupan son aquellas que hemos detectado con antecedentes penales graves o vínculos con el terrorismo, para que sean eliminadas lo antes posible”, expuso el funcionario.

Artículos Relacionados

Síguenos

203SeguidoresSeguir
26SuscriptoresSuscribirte

Últimos Artículos